22 may. 2012

NI MUERTOS, NI RESUCITADOS: OBREROS LIBREMENTE ORGANIZADOS

El movimiento obrero libertario, al que muchos intencionadamente dan por muerto en Argentina, demuestra cada día que está más vivo de lo que desean. El 1 de Mayo, mientras la mayoría disfrutaba del feriado que les regala el capitalismo, los trabajadores que apostamos por una lucha horizontal alejada de burocracias serviles y partidos corruptos, nos reunimos para reivindicar la esencia de un día de protesta internacional.


En Plaza Once, más de medio millar de trabajadores demostraron que la resistencia contra la esclavitud capitalista no sólo sigue firme, sino que crece proporcionalmente a la degradación laboral que padecemos los obreros. La FORA está activa, y librando batallas laborales, en toda la región como lo demuestran los centenares de compañeros que se manifestaron en los actos programados en Rosario, Neuquén, Río Gallegos, Lago Puelo o Córdoba.

La herida de los Mártires de Chicago sigue abierta porque los trabajadores no queremos ídolos a los que adorar en estatuas muertas, como hace la burguesía, sino que retomamos el ejemplo de quienes dieron su vida para avanzar en la lucha diaria por un mundo más justo. Portamos sobre nuestra espalda el legado de generaciones de luchadores, y con los mismos principios y la misma convicción, seguimos haciendo camino, porque han cambiado las formas pero no el fondo. Hoy la pena de muerte se llama precariedad, la esclavitud es terciarización y la Ley Antiterrorista es la nueva versión de la Ley de Residencia de hace cien años.

Por eso, a quienes pretenden hacer sucumbir al movimiento obrero en sindicatos verticalistas, a quienes mendigan al Estado la dignidad que le falta a su militancia y a quienes quieren enterrarnos en el romanticismo ideológico porque tiemblan cuando alzamos la voz, les decimos más alto que nunca que LOS OBREROS SEGUIMOS LUCHANDO POR UNA ORGANIZACIÓN LIBRE, HORIZONTAL Y AUTOGESTIONADA.

No hemos resucitado, simplemente porque nunca estuvimos muertos.

No hay comentarios: